Mi Historia
Hector nos envia un relato gay muy profundo, disfrutalo

Esta es mi primera vez que me acerco a Ustedes y a la cual relato y comparto un episodio de mi vida que recientemente me sucedió. Por respeto a esas personas que compartieron mi momento he cambiado los nombres más no la actitud ni forma de pensar de cada uno de ellos.
Después de terminar una relación de pareja por más de 4 años, siempre queda un vacío en tu alma y en tu corazón de tener y añorar a alguien más. Para bien de los dos Fernando y yo “Héctor” decidimos en buenos términos dejar de ser pareja para emprender en mejor ser muy buenos amigos y lo hemos hecho hasta hoy. Ya que hasta este momento de mi vida es un niño a quien le tengo mucho respeto, cariño y sobre todo un gran valor de amigo ó hermano. Después de pasar casi un año y un buen día que estaba de descanso en mi cada decidí navegar un poco.
La magia del Internet no tiene límite y quien en es asiduo en entrar, mucho de ustedes, sabrán que podemos encontrar lo que uno busca. En mi caso, el Sexo cibernético ó casual no ha sido mi fuerte y aunque no niego que he entrado a navegar o curiosear paginas pornos, mi fuerte más bien es de conocer gente bien y aprender de ellos.
En ese día que decidí navegar entre como muchos en una página de Chat. Ahí conocí a un niño al que llamaremos “Eduardo” hace 6 meses. El buscaba lo mismo que yo en ese momento, “Un amigo con quien platicar y dejar que él tiempo pasara para que nos cansara y nos diera sueño”. Nos conocimos de inmediato por la “WebCam”. Quiero aclararles que desde un inicio me impacto mucho su físico y también porque no, su forma de ser. La Charla terminó intercambiando Correos y unos días después nos volvimos a encontrar en el mismo Chat aún sin antes recibir una contestación de un mail mío. Como yo utilicé el mismo “Nick” pues fue muy fácil para él dar conmigo y por lógica me saludo. Ya en esa segundo Ocasión intercambiamos Números telefónicos y aunque no era necesario conocernos la voz lo llegamos hacer muy brevemente. Profundizamos un poco más nuestros gustos como por ejemplo: Nuestra forma de ser, manera de pensar, nuestras experiencias y por que no... la Música. Esta ultima me si!
rvió mucho para mí, para conocerlo un poco más y aunque nuestros gustos musicales eran un poco diferentes, sabía de antemano que hiba llegar el momento para obsequiarle algo que a él tal vez no mucho le iba a agradar.
Tiempo después ( 2 meses ) por fin se decidió a conocerme y por vía telefónica nos pusimos de acuerdo en que lugar y hora nos íbamos a ver. Por fin llego el día, la hora y el momento. “Dios Mío” a mis 30 años parecía yo un chaval de 15 años, nervioso, emocionado y cuando por fin lo tuve frente a mí no supe que decir.
Claro... El saludo fue inevitable así como llevarle un pequeño presente. Por fin, tuve el valor de decirle que fuéramos a dar una vuelta en mi carro. Ya no me acuerdo como comenzó la platica, pero eso si, recuerdo que era muy amena. Fue aquí cuando le regale un Compacto del Grupo “Jeans”, grupo musical que a mi me gusta mucho pero para él casi no. Solo quería ver su gesto de gusto o disgustó cuando lo tuviera en sus manos. Le agradezco mucho esa sonrisa tan peculiar y única que el tiene y aunque lo agradeció mucho por tal gesto no olvidare esa mirada tan angelical.
Cuando él me pregunto en que Colonia vivía, yo le mencione una de las mas conocidas en Puebla pero poco para “Dios” (Pequeña broma de mi parte) y sin tramar algo respecto le respondí... Te llevo, para que conozca y sepas donde vivo. Quiero aclararles que desde un inicio me inspiro demasiada confianza y no tuve ninguna vibra negativa de él. Por fin llegamos y en un dos por tres le enseñe el lugar donde yo vivía. Cuando salíamos de la recamara adjunta a la mía, sin planearlo, él viro su cabeza quedando muy cerca de la mía. Me puse nervioso pero pude controlar la Situación, claro esa risa de nerviosismo por ambas partes dio lugar a un beso, pero aún así, me dije No. Caminamos tan solo unos pasos y al salir del departamento la misma situación se repitió y mi respuesta fue “Ya vamonos que me estas poniendo nervioso”. Nuevamente nos montamos al Carro y agarre rumbo al lugar donde lo tenia que ir a dejar. Ya en el trayecto me agarre del valor y fue cuando le pregunté:

Héctor: Sabes, me hubiera gustado darte un beso?.
Eduardo : Ha sí!.
Héctor: Te hubiera gustado?.
Eduardo: Tal vez Sí!.
Y yo, muy seguro de mi, le respondí : Si ó No. Y su respuesta fue: Sí.
Pues bien, ya con en esa respuesta y la mecha un poco prendida quien no se pone contento y tal vez cachondo. Nos tomamos la mano muy discretos en el auto cada vez que podíamos por el temor que nos viera alguien y fue cuando le comente que tenía planeado esa noche ir con unos amigos y amigas a un bar llamado “Francos” (Y no es publicidad ehhh). En un principio me dijo que sí y juntos emprendimos a la casa de un amigo para regresar nuevamente a mi casa donde hiba a ser el punto de reunión para de ahí partir al antro. Como mi único deseo era llegar al departamento para encerrarme en una recamara y darle esos besos que en unos momentos lo habíamos deseado pues al llegar ya se imaginaran.
Tan pronto llegamos, deje a mi amigo en mi habitación y a él lo tome de la mano para estar como una hora en la otra recamara. Nos besamos, nos tocamos y bueno llegamos a más. Eso sí, no tuvimos penetración.
Ya una buena vez que nos controlamos regrese con mi amigo quien ya había llegado otro de ellos. Como Eduardo es un chico todavía muy de Closet y muy tímido al final del asunto no quiso ir. Nos quedamos vernos al otro día y yo, ya sin tener mucha emoción por ir al antro no me pude negar con mis cuates y bien toda la noche pensé en él, en lo padre que lo habíamos pasado.
Por fin llego el otro día y nos vimos, teniendo mas tiempo para dar rienda a nuestros deseos, muy locos por cierto pero muy afines. Cuando tuvimos un momento de relajamiento él me comento que tenia pareja la cual yo ya sabia desde el momento que nos habíamos contactado, pero tenían problemas entre ellos. Yo sólo escuche más nunca di mi opinión de ello, ya que al hacerlo era meterme en algo que no me incumbe y se podía mal interpretar mis comentarios. Y creo que lo que en ese momento buscaba “Eduardo” era alguien con quien desahogarse y que lo entendiera. Por lógica, a mi me dolió escuchar decir que lo amaba, porque ya para ese momento a mi ya me latía ese niño. Recuerdo que en ese momento me sincere con él y le dije lo que ya él significaba para mí, su repuesta fue “Gracias, pero no puedo quedar nada contigo porque a él ósea su pareja lo seguía queriendo mucho”. Yo un poco depre pero tal vez sin demostrarlo mucho lo entendí y le agradezco mucho a él que desde un inicio me había hablado siempre con la verdad. Me pidió que lo llevara a su casa, y lo hice. Nos despedimos bien y quedamos vernos la próxima semana. En el transcurso de ella nos estuvimos comunicando vía telefónica y cuando por fin llego el día esperado... Madre mía, se le ocurre a ese cuate ósea su pareja “venir” y mis planes se vinieron abajo. Me saque mucho de onda, pero afortunadamente y como gracias a Dios me siento bendecido por él, me refugie en busca de mis amigos y decidí junto con ellos irnos de desmadre a mi estado, al Puerto de Veracruz por ser más exacto, no es porque lo presuma pero en realidad “Solo Veracruz es bello”. No supe más de él por varios días y cuando por fin tuve noticias lo recibí por medio de un mail muy breve. Donde me comentaba y se disculpaba sobre “aquel día” y lo que me decía ese mail era... “que él tenia que aclarar su situación y que ya había hablado mucho con su pareja quedando como conclusión que había puesto un Ultimátum”.
Y yo lo entendí, aunque cuando llega un momento, como el que pase. donde vas preparado para una cita y decirle tantas cosas y al final no lo haces como fue en mi caso, pues la verdad te da en la madre.
Nuestra comunicación se fue distanciando, yo lo extrañe mucho pero prometí olvidarlo poco a poco. Y aunque teníamos poca comunicación por vía de correo electrónico un tiempo después y cerca de dos meses a finales del mes de Junio me lo encontré en el Internet por el messenger y él me saludo tan pronto me vio en línea. Como yo estaba un poco ciscado por lo que había sucedido con él en ese tiempo. Yo por esos días pensaba en regresarme a mi tierra o bien otro plan que tenia en ese momento era emigrar a otro Estado de la República. Platicamos muy breve, pero aproveche para despedirme y leer sin interés lo que él me decía, entre muchas cosas “Que lo pensara bien”. Estaba por salir de Vacaciones y en unos dos días decidí irme a Cuba. Al regresar sólo encontré un solo correo de los cinco que según él me envío. Yo regrese de aquel País el primero de julio y la respuesta que le di a su mail no fue hasta cuatro días después. Y no lo hice por desquite pero en realidad tenia mucho trabajo y hasta que ese día bendito que fue mi descanso (Día Viernes) di respuestas a varios correos de varios amigos y también de familiares.
Tan solo había pasado unas horas de haber enviado su contestación cuando sonó el teléfono de mi Casa, yo me hice “El pendejo” de no reconocer su voz, aunque su voz de “ángel” ya lo había distinguido y mucho más por su risa. Platicamos un buen rato y entre ponernos de acuerdo para tomar el Café y no decidir el día, el me pregunto: Que vas hacer hoy? Y yo le dije: pues hoy es día de mi descanso. Quedamos vernos a eso de las Seis de la tarde y yo, no tan emocionado como unos meses antes me prepare para que llegara la hora. Por fin nos vimos y sin tener donde ir, dimos varias vueltas a la Ciudad y sin tener un rumbo fijo a donde ir, llegamos hasta la Ciudad de Tlaxcala. . Hubo un momento en el trayecto que se me salió decirle “Cariño” y bueno le agarre su mano dándole un suave beso, pero todo quedo ahí. Yo no quería nuevamente regarla y ser el primero que tomara el control, creo que ya era justo que él se diera valor y dará un paso.
Ya al regresar y a eso de las 9 de la noche en pleno centro de la Ciudad de Puebla le pregunté: si íbamos a tomar la Cerveza, le sugerí un bar llamado “La cigarra”, el me respondió que no quería ir ahí la cual no lo obligue y Eligio “Francos”, yo la verdad ni me la creía que él se decidiese ir conmigo y solo esperamos una hora más para no llegar muy temprano.

Fotos XXX y relatos eroticos GRATIS en tu email: Heterosexual Gay
Contactos GAY GRATIS Provincia :


Total que llegamos al lugar y empezamos con las Cervezas, creo que esto fue un aliciente para él para que se diera el valor de platicar un tema relacionado con nosotros. Como él me beso y tomó él la rienda, ahora yo era el que se sacaba de onda y mucho más saber el motivo del beso, “Claro que lo deseaba”. Me confesó que desde el momento que le había dicho que me hiba a ir de la Ciudad se había dado cuenta “Que me quería” y cuando yo lo escuché y después de recibir otro beso, yo le pregunte..., que cual era mi situación o bien, el papel que yo hiba a jugar?. Le pregunte por su “Wey” ó mas bien por su pareja y su respuesta de él fue... “que él no tenía pareja, que recordara lo que él me había dicho en un correo”.
En serio, que yo no lo podía creer, se me estaba presentado una nueva oportunidad, una nueva relación, un nuevo sueño y para no acelerar las cosas, le propuse tratarnos y salir. Esa gran noche de reencuentro lo vivimos al máximo e hicimos el amor, claro me protegí y lo protegí, tal vez aceleramos un poco las cosas pero ambos lo deseábamos. Nuestro “trato” lo hicimos por más de una Semana y el mismo día de su cumpleaños número 24 “el 12 Julio” decidí hablar con él. Me le declaré y le hablé tal vez como nunca lo había hecho en mi vida.
Su respuesta en un principio me dijo que tenia Miedo, pero yo solo le pedí que creyera en mi amor y en lo que yo le pudiera dar. Siempre le hice saber, sentir y le demostré a “Eduardo” que a mi lado nunca le hiba faltar amor así como respeto, protección y darle lo mejor de mi.
Por fin decidió ser mi pareja y yo no me la creía, me sentía muy dichoso , contento y muy feliz.
En el transcurso de esa semana “Creo yo” habérnosla pasado súper, si tal vez fue un día que no pudimos vernos no fue porque lo decidiéramos, pero ambos tenemos actividades que hacer. En mi caso, mi trabajo y él su Escuela. Después de una semana de “andar” llego mi temor, que siento yo, mucho que me están leyendo se han encontrado en esta situación.
Fue ya un domingo 23 de Julio por la madrugada, después de una velada maravillosa en compañía sin planear y encontrarme con unas amigas y compañeras de trabajo en el antro, que para muchas de ellas por primera vez habían estado en un antro gay y saber en ese momento que yo lo era al igual que para él, después de terminar la pachanga nos dispusimos irlas a dejar a cada una de ellas a su casa y creo yo saber que había ya llegado el momento decidido de hablar con él. Mi temor que como para mi y a muchos nos ha pasado es hablar de estar y tener VIH(+) es un tema muy difícil de entablar por el temor al rechazo, el alejamiento o abandono, ya que no es fácil de hablarlo teniéndolo, porque todo lo que tu hagas con hablar a tu favor se vuelve en tu contra.
Cuando se lo dije a “Eduardo” se soltó en llanto y yo en verdad me sentí muy mal. Le explique que tengo un tratamiento muy eficiente con un doctor maestro del Tema y que he luchado mucho por estar bien con mi salud. Le explique sobre los estudios, avances que he tenido a la fecha de mi contagio y creo que se le cerro el mundo y no lo entendió. No lo critico pero la reacción que él tuvo fue tal vez, el gran miedo a algo que no sabes y no has estudiado. Solamente y por desgracia muchos como él, se dejan llevar sobre los malos informes que tenemos en la TV y lo único que hace es espantar y repudiar a la gente infectada más no informar.
Su reclamo de él hacía a mí fue y estaba en su derecho él porque no le fui sincero desde un inicio y creo que tal vez, fue mi error no habérselo dicho, pero ese gran miedo que nos da y nos envuelve hace que nos callemos. Trate que la situación se calmara y me entendiera sólo un poco, le dije que si su temor de él era, porque en esa ocasión habíamos tenido una relación sexual y era de quedar contagiado, que lo olvidara.
Le Explique de mi anterior relación con “Fernando”, de los cuidados que tuvimos que incluso muchos de esos momentos temperamentales que tuvimos dejamos el condón aún lado sin llegar temer lo inevitable. Y todo porque afortunadamente tengo un tratamiento excelente. El no quiso escucharme más y sólo me pidió que lo llevara a su casa. Lo hice sin que hiciera yo sentirlo mas mal de lo que estaba.
Sólo unas horas después yo ya me encontraba en mi trabajo y decidí hablar con él. Solamente escuchaba en mi Celular el tono de llamado y pensé que estaba dormido. Deje esperar unas horas más hasta que por fin me contesto, lo escuchaba confundido y como me decía él aún sacado de onda.
Como tal vez desde un inicio se me paso por alto decir que el tampoco es del Estado de Puebla si no de otro Estado más cerca que el mío. Cuando platicaba con él, me comento que al llegar a su departamento decidió irse a su casa, yo le pregunte el porque esa reacción y porque no esperarse a tratar de hablar primero sobre la situación que estábamos pasando, su respuesta fue muy afirmante y no se lo discutí y respete tal como se lo prometí en un inicio de nuestra relación.
Quedamos que yo le hiba a hablar mas tarde y en todo ese lapso de mi jornada de trabajo parecía un Zombi y solo me quedaba esperar. Total llegue a mi casa y lo único que llegue a ser es coger el teléfono y marcar su número. Por fin de 3 intentos me contesto dando una explicación que a la hora que le marque no podía contestar su teléfono porque tenia a su familia junto a él la cual yo comprendí. Total, hablamos un poco más de tema pero es imposible hablar por ese medio que existe, eficaz para algunos casos pero no para arreglar un tema como el de nosotros.
El me pidió mejor que le llamara hasta el día Lunes 22 de Julio y lo hice aunque no puedo negar que en todo el Domingo pensé mucho en él. Total le hable por la mañana y cual fue mi sorpresa de escuchar lo que me temía. Yo sé que tal vez por no hacerme sentir mal no tuve el valor de mandarme al diablo, pero con lo que me dijo fue mas que suficiente. Para esto él había llegado el día domingo más no el Lunes como me lo había dicho. Según él.... había llegado muy cansado por eso no me llamo, pero le urgía hablar conmigo y no tenia que pasar después de ese día (Lunes). Yo le pregunte porque no un Martes, que es lo que realmente pasaba y de tanto insistirle me dijo que su ex pareja le había llamado el día Domingo y que lo había escuchado muy mal y que había hecho algo que incluso nunca lo hizo ni cuando andaban y era de que se había preocupado y por esa circunstancia llegaba éste cuate el día Martes y no tenia fecha para irse.( Para esto él es mayor que él y que yo y!
trabaja en el DF.).
Creo yo, que no hubo más que decir, me lo había dicho ya todo. Con lo que escuche me dio en todo la madre y no niego que me partió el corazón. No le reclame nada sólo talvez hice énfasis un poco de que me entendiera. Me despedí y le desee mucha suerte, le prometí no molestarlo más y aunque estuve tan solo a unos minutos del llanto me aguante. Le recordé que en cualquier momento no dudara de buscarme cuando se le presentara algún problema, que siempre hiba a estar ahí, colgué el teléfono y me dispuse ir a trabajar.
Hoy “Eduardo” quiero decirte que tan solo de haber pasado algunos días te sigo amando desde el primer día que apareciste en mi vida y no sabes cuanta falta me haces. Pero no te obligare amar alguien que realmente no amas ni forzarte a algo que no deseas. Muy en el fondo de mi corazón yo sé, que no son tus miedos que se interponen ó el hecho que no te lo haya dicho desde el principio lo que tenia y esto sea un obstáculo para que tu y yo sigamos adelante. La verdad es, que en ti no existe un sentimiento que se llama “Amor”. Yo sé que lo tienes pero ese amor solo lo sientes porque aquel hombre que se ha de sentir muy dichoso y goloso por tenerte cuando él te requiere.
“Eduardo”, sé que tal vez en un momento de tu vida analizaras lo bueno y lo malo que soy, así como recordarás nuestros momentos y porque no... mi música y la canción de “Tonta” de “Jeans” que te dedique. Creo que compartí contigo muchos días hermosos, al igual que muchos sueños que quedaron en el aire. Y tal vez te des cuenta que no soy del todo un mal tipo. Tú más que nadie sabes cuanto te amo y deseo lo mejor para ti. Tal vez aún tenga una duda que nunca se aclare, si en realidad él fue quien te llamo a ti ó sí tu lo llamaste a él?. Pero cual fuese el motivo, solo te hubieras espero un día para terminar bien conmigo y después permitirle a él que dispusiera de ti. Perdóname por no habértelo dicho desde en un principio lo que tenía y darte esa oportunidad de decidir, pero sabes... creo que el resultado hubiera sido el mismo y sabes porque?... Porque no te das el valor de conocer a alguien quien puede estar contigo y darte mucho más lo que tu te mereces.
Es difícil para mí y sé que hay muchos como yo atravesando por un problema así. Quiero decirle a todos, que el hecho que seamos personas con VIH, tenemos el derecho de amar más no de contagiar y que la cadena de la enfermedad se reproduzca a minuto. Tengo un tratamiento muy eficiente que he llevado al pie de la letra, obteniendo como resultados muy benéficos a mi salud. Mi mayor orgullo hasta el momento ha sido “Fernando” quien no dudo nunca de seguir conmigo, tuvimos muchos cuidados, porque personas como yo, debemos de tener conciencia que ahora es el momento de más cuidarnos para no Recontagiarnos.
Eduardo, quiero agradecerte por todos esos minutos que vivimos juntos y te agradezco que siempre me diste mi lugar y me siento muy orgulloso porque cuando fui tu pareja en esos 10 días no tuve alguna queja de que me hubieras engañado con el otro cuate. Aunque cuando tu andabas con él lo engañaste conmigo. Nunca dudes de buscarme cuando me necesites porque siempre voy estar contigo.
Quiero decirles a ustedes quienes me estén leyendo que no se dejen de influenciar por este comentario muy mío. Yo tomé la decisión de alejarme por completo y tal vez muchos de mis amigos(as), me han aconsejado de luchar por él. Tal vez he tomado la decisión equivocada pero nunca me ha gustado hostigar a la persona quien amo. Si tu estas en mi caso solo hazle caso a tu corazón y busca ese alguien que te comprenda en todo momento. Hoy lo que busco es un chico que tenga bien puestos los pies sobre la tierra, que tenga un gran valor moral y autoestima. Si eres VIH (+) me gustaría conocerte. Y si no de igual forma. De preferencia personas muy varoniles, simpáticas, Guapos, Bisex o Gay Activo o Inter., No Obvio, Profesionista y Culto. Yo Muchacho de 30 años (No los aparento), Profesionista titulado, delgado, moreno claro, 1.77, simpático, Guapo, varonil y no obvio.

Espero comentarios y criticas a este correo: coybera_man@yahoo.com

(c) 2000-2002 AventurasEroticas.com Todos los derechos reservados.
Todos los relatos son propiedad de sus autores si lo deseas, puedes enviar tus propios relatos